6 cosas para aprender del coronavirus

Fuente: Caraota Digital

César López

Ingeniero

Muchas veces no notamos que en los momentos de dificultad, somos capaces de sacar lo mejor de nosotros mismos. Cuando nos encontramos en épocas difíciles, es muy común quedarnos encerrados en nuestros problemas y no ver más allá de nuestras narices, como decimos comúnmente.

El mundo hoy está atravesando por una pandemia a la que no le ha importado raza, color, estatus social. Con la llegada del Covid-19 nos hemos dado cuenta que ni el dinero puede resguardar nuestra salud cuando de una amenaza como ésta se trata.

Es por eso que es importante tener visión, enfocarnos e internalizar que muchas cosas que están sucediendo, nos están dejando una enseñanza como hijos, padres, hermanos, amigos, empresarios, en fin, como seres humanos.

En lo particular, he sumado a mi vida algunas enseñanzas que quiero compartir con ustedes, para que a pesar de los obstáculos que nos rodean, tengamos la certeza de que no todo es negativo.

  1. La vida cambia en un instante. Un día estábamos 100% activos en nuestros trabajos, con nuestras comodidades, con nuestra rutina y al otro, encerrados, aislados, sin poder hacer nada más que esperar a que todo mejorara. Quizá no le prestábamos atención a situaciones que teníamos pendientes, pero al ver como muchas personas iban falleciendo en el mundo a causa del coronavirus, nos sentimos vulnerables y creo que más de uno le tuvo que dar un reset a su vida.
  2. La salud es tu mayor riqueza. Antes de la pandemia, lo más seguro es que estábamos dispuestos solo a hacer dinero sin importar cuánto nos desgastáramos físicamente. Ahora, sabemos que la salud es nuestra mayor riqueza, nuestra prioridad, porque podemos ser millonarios, famosos, empresarios exitosos, amas de casa, docentes, entre otros, pero si nos contagiamos, nos toca seguir el mismo procedimiento que todo ser humano debe vivir cuando se enferma. Entonces: nuestra responsabilidad es cuidarnos y cuidar de nuestra familia. Si no tenemos salud, de nada valdrá lo demás.
  3. La familia es tu mejor morada. Una de las mejores cosas que he aprendido y que sé que ustedes también, es que nada somos sin la familia. Es verdad que con el día a día y el trajín del trabajo, a veces descuidamos nuestro tesoro, nuestra morada, sin embargo, esta criisis nos ha gritado por todos lados, que si estamos en familia todo es más llevadero. ¿Nos ha tocado estar en cuarentena? Sí, ciertamente, pero estamos con nuestros seres queridos, cuidándonos los unos a los otros y, al mismo tiempo, pidiendo para que todas las familias puedan reencontrarse después de de que todo pase.
  4. Tener capacidad de adaptación. Esto para mi es fundamental. Estamos en un mundo en el que adaptarse no es una opción, sino una necesidad para sobrevivir. Y me refiero a los negocios, al trabajo, en el aspecto familiar, emocional. Antes de la cuarentena seguro no habíamos pensado mucho en el teletrabajo a pesar de que teníamos las herramientas, hoy la cosa cambia. También nos hemos tenido que adaptar a entretenernos en casa junto a la familia. Nos hemos tenido que abrir aún más a los avances tecnológicos, y así, con todo. Entonces, el que no se ajusta y se transforma, se queda en el camino.
  5. El ahorro es necesario. Este punto ha sido un dolor de cabeza, quizá antes no prestábamos atención a eso de ahorrar, además, en este país es un poco difícil. No obstante, la lección que nos dejan estos tiempos es que debemos catalogar como indispensable contar con un “colchón” para poder resolver en tiempos de contingencia.
  6. Toda crisis trae oportunidades. Y bueno, más que quedarnos estancados en las cosas que hemos perdido o en las que no han salido como lo teníamos planeado, es momento de hacer un stopy pensar: ¿Cuáles son las oportunidades de crecimiento que me está dejando esta situación de crisis?

 

¡El reto está en sacar siempre lo mejor de lo peor! Si quieres comentarme sobre éste y otros temas puedes escribirme por mis redes sociales @TipsCesarLopez o a través de mi página web www.tipscesarlopez.com

 

Deja tus comentarios


Deja una respuesta